Causas De La Inflamación Del Bazo

Causas De La Inflamación Del Bazo

Causas De La Inflamacion Del Bazo

Este artículo fue actualizado por Jorge Camarena el 15 de abril del 2016

 

Hechos Acerca Del Vaso Inflamado

  • El bazo se encarga de filtrar la sangre y eliminar las células envejecidas y dañadas. También es un órgano fundamental en el sistema inmunológico y linfático del cuerpo.
  • Un bazo inflamado no es normal y por lo general es el síntoma de una enfermedad subyacente.
  • Los análisis de sangre son importantes para lograr un diagnóstico adecuado de las enfermedades que se asocian con este padecimiento llamado esplenomegalia.
  • El ultrasonido, la tomografía y la resonancia magnética pueden ayudar a medir el tamaño del bazo y detectar anomalías asociadas en la cavidad abdominal.
  • El tratamiento para la inflamación del bazo estará dirigido a la enfermedad origen. La esplenectomía (extirpación del bazo) puede ser parte de ese tratamiento.

¿Cuál es la función del bazo?

El bazo es un órgano localizado en el cuadrante superior izquierdo del abdomen, justo por debajo del diafragma y está protegido por las costillas inferiores izquierdas.

El bazo tiene un par de funciones importantes afectan a las células de la sangre en el cuerpo.

  • Filtra la sangre y elimina las células viejas y dañadas de los glóbulos rojos, bacterias y otras partículas, a medida que pasan a través del laberinto que forman sus vasos sanguíneos.
  • Produce los linfocitos, un tipo de glóbulo blanco generador de anticuerpos, que ayuda al sistema inmune.

Normalmente, el bazo es un órgano pequeño, del tamaño de una naranja.

¿Cuáles son las causas del bazo inflamado?

Coágulos y enfermedades sanguíneas  

El bazo se inflama si se le pide que haga un trabajo excesivo en el filtrado o la fabricación de células de la sangre, esto ocurre cuando hay flujo sanguíneo anormal o si es invadido por células anormales.

La enfermedad de células falciformes, la talasemia y la esferocitosis son ejemplos de enfermedades que malforman las células, logrando que éstas no puedan maniobrar fácilmente a través de los pequeños vasos sanguíneos.

Si no se eliminan por el bazo, estas células anormales pueden generar coágulos, disminuir la circulación y, finalmente, la inflamación del órgano.

Infecciones virales y bacterianas

El bazo es parte esencial en la fabricación de células que combaten las infecciones y parte de esa respuesta es inflamarse.

Esto se ve comúnmente en las infecciones virales tales como la mononucleosis infecciosa (causada por el virus de Epstein Barr), el SIDA y la hepatitis viral.

Los ejemplos de infecciones bacterianas asociadas con esplenomegalia incluyen a la tuberculosis, la malaria y la anaplasmosis (anteriormente conocida como ehrlichiosis).

Bloqueo de la arteria esplénica

La sangre entra en el bazo a través de la arteria esplénica y sale a través de la vena esplénica.

Si la presión dentro de la arteria aumenta o si la vena esplénica se bloquea, la sangre no puede salir del bazo y puede hincharse.

Debido a la relación que tienen flujo de la sangre hepática (que proviene del hígado)  y la obstrucción de la arteria, la cirrosis puede causar complicaciones en el flujo sanguíneo del bazo.

La insuficiencia cardiaca congestiva puede causar que el hígado y el bazo se hinchen debido a aumento de la presión sanguínea.

Cánceres

Leucemias, y los linfomas de Hodgkin y no Hodgkin pueden hacer que el bazo se inflame, al igual que una variedad de otros tumores, incluidos los melanomas.

Enfermedades metabólicas

Entre las enfermedades metabólicas que inflaman el bazo se encuentran: la enfermedad Niemann-Pick, la enfermedad de Gaucher, y el síndrome de Hurler.

¿Cuáles son los síntomas de un bazo inflamado?

Un bazo inflamado por lo general no causa síntomas; sin embargo, los síntomas de una enfermedad que tenga como consecuencia la inflamación son razones para buscar atención médica.

Estos pueden incluir debilidad y fatiga por anemia; sangrado fácil, debido a la disminución de las plaquetas en la sangre; o infecciones recurrentes debido a las células blancas pobres.

Sin embargo, a medida que el bazo se inflama, puede presionar el diafragma, el músculo que separa el tórax y el espacio abdominal.

La irritación de diafragma puede provocar dolor en el hombro izquierdo.

Un bazo inflamado también puede presionar el estómago y causar, en el peor de los casos, anorexia, debido  a la pérdida del apetito y a una sensación de saciedad precoz al comer.

Si el bazo crece más allá de la protección de la caja torácica se hace más propenso a sufrir lesiones, lo que aumenta la probabilidad de que se produzca dolor abdominal.

Dependiendo de los daños al bazo después de la lesión, puede haber sangrado en el abdomen con distensión asociada (hinchazón), dolor en la espalda y los hombros, y síntomas de shock.

Estos pueden incluir debilidad, falta de aire, y piel fría y sudorosa.

¿Cuál es el tratamiento para un bazo inflamado?

El tratamiento para un bazo inflamado suele estar dirigido a la condición médica subyacente que dio lugar a la esplenomegalia.

Dependiendo del problema, los tratamientos pueden ser con antibióticos, quimioterapia o radiación.

En ocasiones, puede ser necesario extirparlo quirúrgicamente.

Por ejemplo, en la esferocitosis hereditaria, la extirpación del bazo evita la anemia consecuente a esta enfermedad.

Puedes leer más artículos haciendo clic acá:
| Dietas Para Bajar De Peso Rapido | fibromialgia | sitemap |

Medicina Positiva  
 
Loading...